Esquire en Facebook
Esquire en Instagram
Esquire en Google Plus
Esquire en LinkedIn
Newsletter
20 Minutos

'Menos es más', también en la felicidad

CRISTINA ROMERO | 21/4/2017
Al final va a ser verdad que se necesita muy poco para ser feliz y que la verdadera satisfacción de las cosas está en los pequeños detalles. Pero seguro que esto ya lo sabías aunque, como a nosotros, te siga gustando hacer todo a lo grande.

Menos es más, ya lo dijo un sabio alguna vez y ahora la ¿ciencia filosófica? vuelve para recordárnoslo y, lo que es mejor aún, convencernos definitivamente de las ventajas que tiene para la persona llevar una vida minimalista, material y espiritualmente hablando. Algo que, para ser sinceros, nos ha dejado un poco descolocados porque, ¿también espiritualmente tenemos que poner en práctica eso de cuanto menos, mejor?

Pues en el sentido estricto de la palabra, sí. Nada tiene que ver con la conversión en personas frías, calculadoras y escasamente empáticas. Tiene que ver más bien con un desprendimiento emocional de toda la materia que no aporte positividad a nuestra autorealización.

Y, en cuanto al aspecto material, es fácil intuir por dónde van los tiros. Y es que, sí, en esto consiste, verdaderamente, llevar una vida minimalista, en alejarnos de las pertenencias para resaltar el valor de las experiencias, mucho más enriquecedoras en el objetivo diario de ser personas felices y estables con una vida asentada espiritualmente.

Estas premisas que ahora nos llegan apoyadas por la ciencia, con estudios y experimentos e investigaciones minuciosas, responden a un fiel seguimiento de los pensamientos de los antiguos filósofos, quienes defendían este mismo contenido con un argumento tan simple como acertado: tener muchas cosas es un motivo más para tener más razones por las que preocuparse por algo, eliminar opciones es eliminar problemas.

Y, si nos detenemos un momento a analizar, por encima, la situación actual que vivimos en casi todos los ámbitos, hay una tendencia creciente a la vida frugal, a lo sano, lo ecológico, lo fresco, a la limpieza de cuerpo y alma.
Playlist: Cuando sólo queda el silencio
La música puede generar tanto el placer como el sexo
Si te gusta viajar, échale un vistazo a estos trabajos
Así tienes el pelo y así sufre en verano